Logo
Twiter Facebook Meneame
Viernes, 30 de Setiembre del 2022
Saturday, 14 August 2021

Hace calor, ¿eh?, ¡pues preparaos!

Rate this item
(4 votes)
Tino Mulas Tino Mulas

CLR/Tino Mulas.

Hace años, unos cuantos ya, comencé a hablar en mis columnas de lo que el clima nos deparaba. Y, he de reconocerlo, me quedé corto. Pequé de optimismo, vamos. El cambio climático hace ya años que nos golpea, y cada año es bastante peor que el anterior. Y lo que nos queda por ver.

Las perspectivas son terroríficas. No quiero asustar, pero los científicos (los serios, no los mercachifles negacionistas pagados por empresas petroleras o madereras) no paran de avisar: hemos destruido tanto nuestro entorno, abusado tanto de los recursos del planeta, que este, enojado, responde. Y responde a escala planetaria por el daño que le hemos causado. La temperatura media mundial está aumentando a mucha mayor velocidad de la prevista y en una cuantía muy superior. Si no hacemos algo ya, no dentro de un rato o mañana, sino ya, el incremento global duplicará, triplicará o cuadruplicará el objetivo máximo de aumento a duras penas soportable de 1,5º C. Y no lo digo yo. Ni siquiera algún científico loco aislado. Lo dice la propia ONU basándose en las evidencias apabullantes de las últimas décadas y en los trabajos de investigación y análisis de miles de científicos de primera línea.

 

¿Y qué dicen estos informes y estos análisis? Pues que nuestro mundo se va al garete por nuestra culpa. Y que vamos a pagar muy caro nuestro derroche (aunque habría que ver quiénes son los verdaderos culpables), tan caro que nuestra civilización va a cambiar de forma radical con respecto a lo que tenemos. Y va a cambiar para mal, en el mejor de los casos, o para muchísimo peor. De hecho la población humana va a sufrir como nunca lo ha hecho en la Historia. Los cálculos varían en función de cuál sea el margen en el que se sobrepase la subida de 1,5º C de la temperatura planetaria, desde las decenas de millones de muertos por falta de alimento, agua y fenómenos meteorológicos adversos hasta, y no se trata de un número equivocado, los miles de millones de muertos. Y una advertencia: si hay alguien que piensa que no va a estar entre esos millones de víctimas, le recomiendo que empiece a convencerse de lo contrario.

 

La cosa está tan mal que los cambios que hemos provocado en los océanos, principal regulador térmico del planeta, seguirán durante al menos dos mil años. Por no hablar de otras desgracias igual de graves o incluso peores que harán que el interior de los continentes sea, sin exageraciones, inhabitable, y que lo que quede de la población mundial se vea obligada a vivir en unas costas mucho más pequeñas que las actuales ante la subida del nivel de los mares, que puede alcanzar hasta los veinte metros de altura. Y eso con los recursos naturales agotados, sin agua y con una producción alimenticia que será una fracción de la actual.

 

Solo una actuación decidida e inmediata por parte de los gobiernos y las multinacionales depredadoras, y también de la población en general, puede tener un efecto beneficioso para el ser humano. Perdón, no me he expresado bien: puede limitar los desastres que padecemos y los que están por llegar. Es demasiado tarde para revertir el proceso, solo podemos limitarlo. Pero ya he comentado antes hasta que punto podemos limitarlo; simplemente se trata de elegir entre decenas o millares de millones de muertos, entre una civilización cambiada de forma controlada u otra destruida en medio del caos.

 

Y luego está el caso de los negacionistas, casi siempre pagados por las empresas que viven de destruir el planeta o que se verían perjudicados por los cambios que debemos realizar. Incluso algunos partidos políticos pretenden capitalizar el descontento de los sectores que, curiosamente, más contaminan y más se oponen a las medidas a adoptar para controlar en lo posible el desastre. Naturalmente, ya os podéis imaginar cuál es el partido que en España encabeza el negacionismo. Pues a toda esta gente yo les diría varias cosas. La primera: estáis viendo cómo año tras año las cosas empeoran. La segunda: no solo los científicos, incluso la ONU alerta de forma desesperada sobre el desastre. La tercera: pensad ya no solo en vuestros hijos, cuyo futuro pretendéis destruir, sino en vosotros mismos, que vais a veros afectados de forma horrible por los cambios descontrolados que vuestra actitud produce. Cuarto: aunque esto puede que algunos les traiga sin cuidado, pensad en la humanidad, en vuestra familia, en vuestros amigos, en vuestros vecinos, en vuestros paisanos, en vuestros compatriotas, en los seres humanos, incluidos vosotros, que habitamos este planeta. Porque ya no se trata de salvar una rara especie de pájaro o un mamífero también raro de los trópicos, se trata de salvar a la especie humana y a la civilización en su conjunto. Y en el caso de que vuestras tesis se impusieran y la masacre climática sin control se hiciese realidad vosotros seríais los responsables del desastre.

 

Hace poco leía un libro titulado La Humanidad en Peligro, obra de Fred Vargas. La autora, premio Príncipe de Asturias de Literatura, se propuso indagar sobre el estado del planeta y la amenaza que el cambio climático podría suponer para la humanidad. Los datos están disponibles para todos en publicaciones científicas en la red, de fácil acceso. Tan alarmada quedó por lo que averiguó que consultó sus conclusiones con eminentes científicos de todo el planeta, que no solo corroboraron sus temores, sino que le advirtieron de que se había quedado algo corta en sus apreciaciones. Lo que más llama la atención tras finalizar la lectura no es la tremenda preocupación que te queda ni el deseo de empezar a hacer algo ya mismo contra el cambio climático: es, lisa y llanamente, lo acertado del título del libro, La Humanidad en Peligro.

 

En fin, que seguro que cuando leáis esto, queridas lectoras y queridos lectores, estaréis pensando en el calor que hace. Pues solo os puedo decir una cosa: preparaos.

AGENDA CULTURAL

VÍDEO DESTACADO
FOTOS DENUNCIA
Envíanos tus fotos y las publicamos...
Más información de interés
  • Farmacia de Guardia Farmacias

    Información sobre horarios y días de apertura de las Farmacias de Guardia en Cieza

     

  • Cartelera Cartelera

    Información semanal sobre la cartelera del cine de Cieza. Auditorio Aurelio Guirao.

     

     

     

     

     

     

     

     

     

     

© Cieza en la Red · Diseño: Airearte