Logo
Twiter Facebook Meneame
Viernes, 30 de Setiembre del 2022
Saturday, 19 June 2021

La ocasión la pintan calva

Rate this item
(3 votes)
Tino Mulas Tino Mulas

CLR/Tino Mulas.

La Comisión Europea, o dicho de otra forma el gobierno de la UE, ha hecho público el sí definitivo a la concesión de las ayudas extraordinarias a varios de los países miembros que mayores dificultades afrontan a causa de la pandemia de Covid-19. Ayudas que para muchos de ellos, como es el caso de España, resultarán fundamentales para poder remontar la situación con unas mínimas garantías de éxito.

La presidenta de la Comisión, Úrsula van der Leyen, visitaba España la pasada semana para informar de primera mano al gobierno sobre la concesión a nuestro país de dichas ayudas. Ayudas que condicionaba, además de a su efectividad y al estudio de las necesidades principales, a dos cuestiones fundamentales: preparar el futuro y la unidad y el diálogo de las fuerzas políticas.

 

El caso es que la ocasión es única: España lo ha pasado mal, muy mal, durante la pandemia, con un sector servicios fuertemente golpeado y que aún no ha iniciado su recuperación plena. Y todo ello en medio de una situación de enfrentamiento político sin antecedentes durante la democracia, agravado por el ascenso de la extrema derecha. Y sin embargo la resistencia del país ha sido superior a la prevista, no exenta de sufrimiento pero tampoco de esperanza. Y nos encontramos ahora ante una de las grandes encrucijadas de la historia de nuestro país, que puede llevarnos a un futuro de esplendor o a otro de caos y ruina. Y para ello debemos hacer frente a varios problemas. Concretamente, a cuatro.

 

El primero, el enfrentamiento político. No voy a decantarme por quién es más responsable del irrespirable ambiente que se vive en la política hispana, aunque tenga mis propias ideas al respecto. Lo que sí voy a afirmar es que esto tiene que acabar. No es muy patriótico el dedicarse a insultar y descalificar al contrario en un momento tan delicado, en el que nos jugamos nuestro futuro. Parece que España y los españoles importan poco a algunos líderes políticos, lo que dice muy poco a su favor. Y el país necesita más que nunca serenidad y consenso, los necesita perentoriamente; la propia Van der Leyen lo exige como condición sine qua non para que España reciba las ayudas prometidas. Así que, señores políticos, hablen ustedes y dejen de gritar; miren, aunque sea por una vez, por el bien de su país.

 

Un país que sufre también otro problema que hay que solucionar: el de la enorme fractura social que se ha agravado con la pandemia y que puede dejar a media nación en la estacada económica y vital. La desigualdad y la pobreza lastran nuestro futuro más que ninguna otra cosa, y tanto por justicia como por utilidad hay que reducirlas por el bien de todos. Y la actuación debe ser decidida e inmediata; nada de esperar y marear la perdiz, hay demasiada gente sufriendo y demasiada miseria campando a sus anchas en España como para no hacer nada o tardar en hacerlo.

 

El tercer problema del país es Cataluña. Aunque el independentismo está en retroceso, sigue siendo la opción de una importantísima proporción de la población de la comunidad. Un independentismo que, al menos en mi opinión, sería de plasmarse en la realidad la peor de las soluciones para los catalanes y los españoles. La cuestión es cómo enfrentarse a él. Ya se ha demostrado que la vía judicial y la reducción del problema a una cuestión legal no traen consigo sino un agravamiento de la situación y un mayor auge de la opción por la independencia. Los propios empresarios y sindicatos, tanto catalanes como españoles, reclaman entendimiento y diálogo y rechazan cualquier tipo de extremismo que no hace sino agudizar el problema. Una agudización que fomentan precisamente los extremistas de ambos bandos, ya que sin ella su vida sería muy corta.

 

Y el cuarto problema es la economía, mezclada íntimamente con el cuidado del medio ambiente. Las pérdidas ocasionadas por la pandemia han sido terribles en todo el mundo. Pero por una vez nuestro país cuenta con un apoyo monetario que nos coloca en la casilla de salida de la senda de un crecimiento económico que, de hacer frente de forma eficiente a los otros tres problemas, puede cambiar la cara del país y fomentar un futuro de esperanza y bonanza. No soy un experto en el tema, pero sí sé que ese crecimiento, si de verdad se produce, debe tener en cuenta de manera inflexible el respeto al medio ambiente y basarse en buena medida en la recuperación y mejora de este.

 

En fin, como dije antes nos encontramos en una encrucijada cuya resolución marcará, probablemente, la vida de nuestro país en las próximas décadas. ¿Estarán el país y sus dirigentes a la altura de las circunstancias? Lo veremos en poco tiempo.

 

Y no olvidemos que la ocasión la pintan calva.

AGENDA CULTURAL

VÍDEO DESTACADO
FOTOS DENUNCIA
Envíanos tus fotos y las publicamos...
Más información de interés
  • Farmacia de Guardia Farmacias

    Información sobre horarios y días de apertura de las Farmacias de Guardia en Cieza

     

  • Cartelera Cartelera

    Información semanal sobre la cartelera del cine de Cieza. Auditorio Aurelio Guirao.

     

     

     

     

     

     

     

     

     

     

© Cieza en la Red · Diseño: Airearte